La flor de Capricornio

Capricornio

Para los nativos del signo del híbrido, con un fuerte componente animal en su naturaleza, todo forma de vida es sagrada. Por ello es mejor no darles ramos de flores ni ningún tipo de arreglos que tengas flores cortadas. Para estas personas, la vida sólo se disfruta viva, en todo su color e intensidad.

Por ello los Capricornio siempre eligen vivir cerca de la naturaleza, rodeados de flora y de fauna, y estableciendo contactos verdaderos con otras especies. Los Capricornio pueden mirar a los ojos a un animal y saber lo que piensa. Pueden oler el perfume de una flor, y no solo la reconocen... saben lo que dice.

Ciertamente Capricornio establece una relación muy especial con una flor que le refleja a fondo, que se le parece en sus dosis de belleza, misterio y persistencia en los afanes de la vida. Una flor que se relaciona con el espíritu, pero también con la sensualidad. Con la propiedades benéficas de la Tierra, pero también con los astros. Y que demanda de los nativos de este signo toda su atención y cuidados.

La flor de Capricornio: Violeta
Las violetas son de las flores más fascinantes que existen. Tan es así que existen cazadores de violetas que van a los lugares más recónditos para hallar a las más extrañas variedades. Algunas especies florecen una vez en décadas. Otras son enormes como grandes pájaros. Hay aquellas que en su fisonomía recuerdan los rostros de monos o de gatos.

Por estas características es que las violetas han sido relacionadas desde la antigua Grecia con el sueño y con la sanación. Se creía entonces que colocar una corona hecha de flores de violeta en la cabeza evitaba el dolor de cabeza y ofrecía sueños serenos. También se creía que comerla sanaba de una amplia gama de enfermedades.

Una de las razones que hace a Capricornio elegir a esta flor es la dificultad de su siembra, la incertidumbre de su floración y los cuidados a los que debe someterse para que perviva. Es decir: la violeta es una flor que pone a prueba todas las habilidades de Capricornio: la entereza, la paciencia, la persistencia...

Si hay algo en que los Capricornio destacan es en los cuidados que prodigan a todos los que aman. Y ese cuidado van a saber aplicarlo con una planta tan exigente como lo es la Violeta. Su trabajo, en todo caso, se verá recompensado, pues las violetas protegen a una casa de diversos males. Alejan el odio y la envidia, atraen la energía lunar y dan salud y fertilidad en su derredor.

Si se combinan sus pétalos con espliego en un saquito se obtendrá uno de los más efectivos afrodisiacos que existen en el reino de la magia floral.
Selecciona otro signo:
Lo más visto

También te puede interesar

Compatibilidades de Capricornio