Horóscopo celta El  Castaño

Castaño: El Buscador

Del 15 al 24 de Mayo y Del 12 al 21 de Noviembre

El castaño es un árbol que dentro de la astrología celta se relaciona con las personas que son amantes de la libertad. Un amor que a los ojos de otros signos les hace verse como extremistas y salvajes… pero es sólo que los castaño no toleran ningún tipo de cárcel o cadena, sea real o imaginaria, sea fruto del odio o del amor. Estamos, pues, ante personas que antes que valorar los vínculos, de aman a sí mismas, y a su derecho a recorrer el mundo.

Entre los druidas se relaciona al castaño con las almas viejas. Es decir: con aquellos que han vivido decenas de vidas antes de haber nacido, y que por ello llegan a este mundo con una visión profunda y conocedora de la existencia.

Son auténticos buscadores de emociones, que saben que a la luz del sol todo fluye rápido y fugaz hacia el desvanecimiento. Por ello toman la vía más rápida para vivir y agotan toda posible sensación, viven toda posible experiencia sin dejar fruto sin probar ni lugar sin su huella.

Sin embargo, esto no quiere decir que los castaño eviten el lado reflexivo de la vida. Los nativos de este signo tienen una tendencia a buscar el retiro y el aislamiento para estar a solas consigo y reflexionar sobre los secretos que la vida les reniega.

Aunque viven con gran intensidad y apuro, eso no impide que los castaño sean personas amables y solidarias. Son personas consideradas con los demás y tienen un sincero deseo de ser útiles para su con su comunidad.

Si bien es necesario decir que estos actos de gentileza a veces son frustrados por su brutal honestidad, que siempre termina por hacerle decir lo que piensan, aunque no se lo piden.

Para los celtas, el castaño es un árbol protector: desde su uso como repelente de insectos hasta su papel en la producción de amuletos contra la muerte. Una de las razones por las que este árbol se relaciona con la vejez es porque, de alguna manera, recrea una filosofía brutal: para vencer a la muerte tienes que dejar de preocuparte por ella, y amar la vida, todas las vidas que puedes y debes vivir.

Así como la esencia de sus hojas y el olor de sus bellas flores se usan para alejar a los molestos insectos, la tradición celta aconsejaba colgar ramas de castaño sobre las puertas para ahuyentar los malos espíritus.

Sus signos más compatibles: Manzano y Olmo.
Lo más visto

También te puede interesar

Privacidad